domingo. 14.07.2024

La Consejería de Sostenibilidad, Medio Ambiente y Economía Azul ha iniciado la campaña de anillamiento y marcaje de pollos de alimoche ('Neophron percnopterus') en la provincia de Córdoba de esta temporada 2024, mediante emisores GPS para el seguimiento de sus movimientos, tal y como ha informado el delegado territorial, Rafael Martínez, quien ha adelantado que estos trabajos se llevarán a cabo hasta el próximo día 26 de julio.

Según ha detallado la Administración autonómica en una nota, este mismo martes se han colocado emisores GPS en los ejemplares con el tamaño adecuado para ello, teniendo en cuenta que los emisores no se pueden poner en individuos muy jóvenes. Dichos emisores tienen tecnología GSM que, mediante las redes de telefonía móvil, envían las localizaciones de los ejemplares a los que se les han instalado.

Como ha señalado el delegado de Sostenibilidad, el marcaje y seguimiento de ejemplares de especies amenazadas “se ha convertido en la mejor herramienta para conocer el uso que estas especies hacen del territorio, cuáles son sus principales zonas de alimento y dispersión, así como las causas de mortalidad no natural que les afectan de forma directa, para poder actuar sobre ellas”.

Los emisores emiten señales de la posición de los individuos marcados, lo que permite monitorizar sus movimientos para estudiar sus desplazamientos y obtener información clave de cara a la gestión de esta especie en peligro de extinción. De esta manera, se pueden conocer sus movimientos, las zonas más visitadas y los pasos previos a la ocupación de un territorio.

Como ha explicado Martínez, “se trata de un trabajo complejo, que implica el seguimiento de los territorios de la especie, la localización de los nidos y la comprobación de la puesta y nacimiento de pollos”. Posteriormente, mediante técnicas de escalada, “se accede a los nidos para retener el tiempo imprescindible a los ejemplares, marcarlos con anillas, tomarles medidas y extraerles sangre para analizar en laboratorio posteriormente y conocer así el estado de salud y realizar prueba de sexaje”. Asimismo, se ha procedido al pesado de los ejemplares.

El trabajo ha sido llevado a cabo por los técnicos del Plan de Conservación y Recuperación de Aves Necrófagas de Andalucía con el apoyo del equipo de trabajos verticales de la Agencia de Medio Ambiente y Agua, agentes de Medio Ambiente y técnicos de la Delegación de la Consejería de Sostenibilidad, Medio Ambiente y Economía Azul en Córdoba.

En peligro de extinción en Andalucía

El alimoche ('Neophron percnopterus') es una especie que se encuentra en peligro de extinción en Andalucía. Se trata del buitre europeo de menor tamaño, especializado en alimentarse de los restos de carroña pegada a los huesos y los restos que dejan otras aves necrófagas. Es una especie migratoria, que se reproduce en Europa, generalmente en los mismos territorios en años sucesivos, y pasa los meses más fríos en el África Subsahariana, si bien algunos ejemplares pasan todo el año en Andalucía.

El seguimiento intensivo de la población andaluza de alimoches comenzó en el año 2000 como encargo de la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía a la Estación Biológica de Doñana (Consejo Superior de Investigaciones Científicas). En la actualidad, la Consejería de Sostenibilidad, Medio Ambiente y Economía Azul de la Junta de Andalucía, a través del Plan de Recuperación y Conservación de aves necrófagas, realiza la monitorización anual de la población reproductora de esta especie.

Comienza en Córdoba la campaña de anillamiento de pollos de alimoche