domingo. 25.09.2022

La defensa del principal acusado del crimen de La Chica Carlota, el cual está condenado a 28 años de cárcel, según han informado a Europa Press fuentes judiciales, ha recurrido la sentencia. Para ello, ha fundamentando su escrito en "la falta de motivación" del jurado de la Audiencia, que se le imponga una condena por homicidio en vez de asesinato, a la vez que se opone a la condena de dos años de cárcel por un delito continuado de estafa que inicialmente no se pedía, entre otros aspectos. 

Y es que, el condenado, se hizo pasar por cura, para primero estafar, en concurso con un abogado, que ha sido condenado a dos años de cárcel, para luego robar, asesinar y enterrar en 2017 a Juan Carlos Rodríguez, que padecía esquizofrenia paranoide y tenía reconocida la situación de incapacidad permanente absoluta para desempeñar cualquier trabajo, en el patio de su casa de la citada aldea ha presentado recurso ante el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía.

En concreto, la sentencia de la Sección Segunda de la Audiencia condenó al falso cura a 18 años de prisión como autor de un delito de asesinato; cinco años por un delito de robo con violencia, concurriendo la circunstancia agravante de reincidencia, y tres años como autor de un delito continuado de estafa mediante el uso de tarjetas de crédito.

También condenó al principal acusado y al abogado juzgado en este caso como autores de un delito continuado de estafa, en la prestación de servicios profesionales, a dos años de cárcel para cada uno. Además, en este capítulo, ambos condenados tendrán que indemnizar a la masa hereditaria de la víctima con 9.680 euros.

Por otro lado, la Audiencia absolvió al abogado de los delitos de asesinato, robo y estafa mediante el uso de tarjetas de crédito, mientras que también absolvió al condenado por asesinato de los delitos de falsedad en documento mercantil en concurso con estafa y usurpación de estado civil.

Por lo que se refiere a la responsabilidad civil, el fallo recoge que, por el delito de asesinato, el falso cura indemnizará con 20.000 euros a cada uno de los ocho hermanos de la víctima, y con 1.535 euros más al hermano del asesinado que pagó el entierro de Juan Carlos.

En cuanto a los delitos de robo, el condenado por ello reintegrará a la masa social del fallecido la cantidad que se determine en ejecución de sentencia, y en el delito de estafa, la suma de 46.338 euros, de los que responderá subsidiariamente una entidad financiera, en este caso hasta 43.338 euros, ante la eventual declaración de insolvencia del condenado, mientras que ha quedado absuelta otra entidad financiera de su condición de responsable civil subsidiaria.

El acusado del crimen de La Chica Carlota recurre por "falta de motivación"
Comentarios