lunes 6/12/21

María es una mujer de 51 años que por su enfermedad no puede moverse de la cama, es una vecina de Novelda de Guadiana, perteneciente a la provincia de Badajoz. Cuando su hermana mayor falleció no pudo asistir a su misa ni funeral porque se encontraba a 8 kilómetros y no encontraron forma de trasladarla. Necesitaba una ambulancia medicalizada, con la que no contaban. 

Gracias al psicólogo paliativo que trata a María pudieron conocer a las Asociación Ambulancia del Deseo, una asociación con sede en Murcia que se encarga de trasladar a pacientes con enfermedades que impidan su movilización a lugares deseados. Habitualmente los pacientes suelen pedir "ir al mar, a un partido, de fútbol, ...", aseguraba Miguel Ángel Garridomiembro de la junta directiva de la Fundación.

Sin embargo, Natalia, la hija de la paciente, le pidió que la llevasen al cementerio para que pudiese despedirse de su difunta hermana. Y así ocurrió, la ambulancia recorrió 750 kilómetros desde Murcia hasta el pueblo de María en Badajoz, la metieron en la ambulancia y en 30 minutos llegaron a Pueblo Nuevo de Guadiana donde se encontraba el cementerio. Allí colocaron la camilla de María frente a la tumba de su hermana Joaquina, posibilitando que cumpliese su sueño y pudiese quedarse más tranquila habiéndose despedido de su hermana. 

Llevan a una vecina de Badajoz enferma al cementerio para poder despedirse de su hermana
Comentarios