domingo 19/9/21

Susana Díaz ve las primarias como una oportunidad para que primen en el PSOE-A "la militancia y el talento"

Susana Díaz, secretaria general del PSOE-A. EP
Susana Díaz, secretaria general del PSOE-A. EP

La secretaria general del PSOE de Andalucía, Susana Díaz, ha defendido este lunes que no afronta las primarias de su partido para elegir al próximo candidato a la Junta en las elecciones autonómicas como una "segunda vuelta" de las que perdió en 2017 con Pedro Sánchez para alcanzar la Secretaría General del PSOE, sino para que en la federación socialista andaluza primen "la militancia y el talento por encima de la dirigencia y el amiguismo".

Así lo ha trasladado la líder socialista en una entrevista en TVE, recogida por Europa Press, en la que se ha declarado además "convencida" de que, "el día después de que hablen los militantes" en dichas primarias del PSOE-A, "todos nos vamos a unir para que vuelva el PSOE a la Junta", lo que significaría, según ha defendido, que regresaran al Gobierno andaluz "las políticas sensibles, que protegen a las personas".

Susana Díaz ha llamado a vivir las primarias que se han abierto en el PSOE-A como "la fiesta de la democracia interna" del partido, que tiene un "equipazo" en sus 44.000 militantes, según ha valorado, y en esa línea ha insistido en señalar que ella no es "la candidata de Madrid", pero aspira a "ser la de los militantes".

Se ha mostrado segura de que, si estas primarias "las vivimos en libertad" entre los socialistas andaluces, "respetándonos, sacando lo mejor de nosotros mismos, va a ser un éxito", si bien ha reconocido que la opción de adelantar su celebración no era lo que ella defendía.

"En un momento determinado creía que los plazos del partido eran los que nos habíamos dado, de congreso a final de año", ha reconocido Susana Díaz, que ha insistido en justificar que finalmente ella misma solicitara el adelanto de las primarias por el "ruido" que se había generado en el seno del PSOE-A y que estaba "impidiendo que el mensaje" de oposición del partido "llegara a los andaluces".

"Cuando entiendes, como secretaria general, que ese ruido deteriora la imagen del PSOE-A y le hace daño, entendí que teníamos que abrir el proceso aunque no era lo que habíamos acordado", ha argumentado Susana Díaz, quien también ha señalado que el adelanto de las primarias tampoco era "la prioridad de los andaluces".

Sigue sin hablar aún con Sánchez

La también expresidenta de la Junta ha explicado que aún no ha tenido "oportunidad" de hablar con el alcalde de Sevilla, Juan Espadas, que también ha anunciado su candidatura a estas primarias, mientras que sí la ha llamado la otra persona que va a optar a este proceso, según ha abundado, en alusión al exdiputado Luis Ángel Hierro.

De igual modo, Susana Díaz ha dicho que tampoco ha hablado aún con el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, y espera "que en los próximos días será posible", al tiempo que se ha mostrado "convencida" de que el presidente del Gobierno "habrá tenido muchas cosas en estos días", porque "la responsabilidad" del cargo "es enorme" y "seguimos en pandemia".

Susana Díaz ha dicho que en los más de dos años que lleva "al frente de la oposición" en Andalucía ha aprendido que lo importante es que "prime el mérito por encima de los halagos", y en esa línea ha comentado que ve "venir a quien viene a buscar a algo, y a quien en cambio te da cariño". "Es muy fácil que te halague la gente", pero "lo importante es tener a los mejores al frente, incluso a gente que te dice lo que no te gusta escuchar", ha añadido.

"Quiero un partido donde la gente vote libremente, no se le señale por opinar de manera distinta, y donde ese talento que tiene el PSOE esté por encima del amiguismo", y "eso se consigue renovando en profundidad la organización y buscando un partido abierto, que es lo que la gente se merece", ha añadido antes de remachar que "para eso me presento a las primarias", para, con eso, "devolver al PSOE al Gobierno" andaluz.

Tras comprometerse a ofrecer "trabajo, honestidad, compromiso y esfuerzo" a sus compañeros, ha insistido en que "de estas primarias tiene que salir un PSOE renovado, donde el talento y el mérito estén por encima del amiguismo, del te digo lo que quieres escuchar para mantener el 'status quo'".

Ha sostenido que ella no vive estas primarias "como una segunda vuelta de nada", tampoco de las que perdió contra Sánchez en 2017, y al respecto ha comentado que eso "es algo que superé", y "la mayor muestra" de ello, según ha abundado, la ha dado "desde la lealtad" que ha demostrado "en la defensa de un Gobierno comprometido con la gente", en referencia al de Pedro Sánchez.

Ha indicado también que tiene "la ilusión y aspiración de tener la confianza de los compañeros" en las primarias, si bien ha comentado que, en caso de derrota, hará "lo que hecho siempre, ayudar al partido y a Andalucía", porque "cuando la política es una vocación de servicio no te importan los cargos".

"Mi compromiso era estar en Andalucía, estar con la gente, con quien lo está pasando mal, con autonomía en la defensa de nuestra dignidad como PSOE de Andalucía", ha continuado Susana Díaz, que ha agregado que "siempre" va a "estar donde quieran mis compañeros".

En esa línea, ha puesto de relieve que se ha "quedado en Andalucía cuando podía haber estado en otros sitios, y he dicho que 'no' a esos puestos de responsabilidad" por "algo que te exige más sacrificios" como es estar en la oposición, lo que, en todo caso, ha definido como "un honor".

Igualmente, ha reivindicado que "el PSOE de Andalucía es muy importante en el PSOE de España, un pilar fundamental para sostener, ayudar, aportar", y entiende que "eso tiene que seguir siendo así, con lealtad absoluta, siempre con la autonomía de que somos el PSOE de Andalucía" para "decidir cuál es nuestro presente y nuestro futuro para volver en las mejores condiciones y cuanto antes al Gobierno" de la Junta "para proteger a la gente y recuperar mucho de lo que se ha perdido" con el Ejecutivo de PP y Ciudadanos (Cs).

Comentarios