domingo. 14.07.2024

El Servicio Andaluz de Salud (SAS) ha realizado entre enero y septiembre de este año más de 1,8 millones de horas de continuidad asistencial en consultas, cirugías y pruebas diagnósticas de tarde, lo que significa que a diciembre de 2023 se alcanzarán los casi 2,5 millones de horas. Esto supone un 8,69% más que en 2022 y un 40% más si se compara con 2018. Además, en lo que va de año ya se han llevado a cabo las mismas horas que en todo 2018.

Para la realización de estos 1,8 millones de horas, el Servicio Andaluz de Salud ha destinado entre enero y septiembre de este año un total de 101 millones de euros, lo que significará a final de año un 40% más que en 2018, cuando se dedicaron a este fin 77 millones de euros.

Este aumento de la actividad asistencial se ha traducido en un 15% más de indicaciones quirúrgicas, un 17% más de consultas externas y un 2% más de pruebas diagnósticas en relación con el año 2018. "Este incremento es una buena muestra de que el sistema funciona con medios propios y que se está dando respuesta a las necesidades de salud de los andaluces", indican fuentes del SAS.

Estos datos reflejan la apuesta por los autoconciertos y la continuidad asistencial (actividad complementaria de tarde), que ya están realizando todos los hospitales públicos andaluces. Además, la jornada complementaria (guardias médicas) ha experimentado desde 2018 una subida económica del 56,24%, pasando de los 16,82 euros adicionales por hora hace cinco años a los 26,28 en 2023.

"Agradecemos a nuestros profesionales su compromiso y esfuerzo. Contamos con ellos para que, de forma voluntaria, alarguen su jornada laboral de forma puntual y retribuida, y potenciar así la actividad asistencial mañana, tarde y noche, además de los fines de semana. Aumentando de manera significativa la cirugía ambulatoria y optimizando los recursos para que la actividad hospitalaria esté al cien por cien de sus posibilidades", afirman fuentes del SAS.

Sobre esto último, la consejera de Salud y Consumo de la Junta de Andalucía, Catalina García, avanzó en el Parlamento andaluz un total de 6.031.431 euros en autoconciertos para realizar alrededor de 9.000 intervenciones quirúrgicas de procedimientos fuera de plazo, lo que supone reducir en las próximas semanas un 17,48% las listas de espera.

Al respecto, se pronunció argumentando que la apuesta del Servicio Andaluz de Salud y la Consejería de Salud y Consumo por los autoconciertos y la continuidad asistencial desmonta cualquier "acusación de privatización" del sistema sanitario público de Andalucía. En esta línea, declaró que los acuerdos marco simplemente suponen un cambio de régimen jurídico y que en ningún caso implica un aumento del presupuesto destinado a tal fin. De hecho, manifestó que en 2018 lo dedicado a conciertos llegaba al 4,19% del presupuesto y en 2023 se ha quedado en el 4,03%. "Hoy se concierta menos que con el anterior gobierno socialista", apostilló.

Falta de profesionales en el Sistema Nacional de Salud

Al hilo de esto, recordó que el gran problema de la sanidad a nivel nacional es el déficit de profesionales que, según dijo, se ha vuelto "endémico". Así, recordó que durante cinco años se ha reclamado al Gobierno de España un aumento de las plazas MIR sin que se ha haya dado respuesta a las comunidades autónomas. Igualmente, Andalucía ha venido reclamando la flexibilización o modificación de los criterios para acreditar nuevas unidades docentes, ya que en especialidades como Medicina Familiar y Comunitaria, Neurología o Psiquiatría ya se han ofertado el máximo de las posibles.

Por su parte, la Consejería de Salud y Consumo ha activado medidas en tres líneas. De una parte, el aumento de un 33,9% de las plazas MIR ofertadas desde 2018 a 2023, así como la mejora de las condiciones laborales de los profesionales de la salud para retener el talento. Así, a través de tres acuerdos de Mesa Sectorial se ha aumentado en 330 millones extra al año en mejoras salariales, logrando un incremento del 14% de media en las nóminas de los profesionales. Como tercera medida se encuentra la ampliación de la plantilla en todas las categorías profesionales, contando hoy con 25.000 profesionales más que en 2018, de los cuales 4.496 son facultativos.

Gracias a estas medidas, este año se quedarán en Andalucía, previsiblemente, en torno al 90% de los facultativos que terminan el MIR, a diferencia de 2018, cuando sólo se quedó el 50%. Además, otro dato que refleja que ahora Andalucía sí es atractiva en el ámbito sanitario es que se ha incrementado en un 10% el número de médicos que deciden venir a la comunidad autónoma a realizar el MIR. De este modo, si en 2018 estos facultativos representaban el 18% del total de MIR, hoy llegan al 28%.

"Esta es, sin duda, una apuesta más decidida que nunca por el sistema sanitario público de Andalucía, con más profesionales y mejor pagados que hace cinco años y reteniendo el talento, porque ahora nuestra tierra sí es atractiva para los profesionales de la salud", subrayó.

El SAS emplea en 2023 más de 1,8 millones de horas en cirugías y consultas...