martes. 21.05.2024

El Centro Comercial Puerta de Europa se ha convertido en escenario de un susto con final feliz. La Policía Nacional tuvo que socorrer a un bebé que se había quedado sin respiración tras atragantarse. La rápida actuación fue determinante. Gracias a la maniobra de Heimlich el pequeño pudo expulsar el objeto recobrando su respiración. 

Todo se produjo el pasado 5 de septiembre. Eran las 8 de la tarde cuando se efectuó la llamada al servicio de emergencias. Rápidamente una patrulla se personó, auxiliando al bebé que se encontraba junto a su madre. 

El aspecto del pequeño, quien presentaba palidez, dificultad respiratoria y un estado de semi-insconsciencia, procedieron a socorrerlo velozmente. Adaptaron la citada maniobra a su corta edad, logrando salvarle del alimento que obstruía sus vías respiratorias. Inmediatamente, lo colocaron en posición de seguridad para trasladarlo a una ambulancia.

El menor se encontraba fuera de peligro cuando los servicios sanitarios se pusieron al frente de la situación. Por ello, hicieron una valoración del bebé, confirmando que se encontraba en perfectas condiciones

La policía de Algeciras salva a un bebé de morir asfixiado en un centro comercial