viernes. 30.09.2022

Liberada una mujer que iba a ser obligada a prostituirse por su agresor en Estepa, Sevilla

La Policía Nacional ha salvado a una mujer, victima de abusos, antes de ser obligada a prostituirse, en una operación que ha sido desarrollada con la colaboración de la Agregaduría de Interior en Rumanía.
policia-nacional-EP

La víctima tenía una relación sentimental y de convivencia con su agresor, al que conoció en Portugal. Al poco del inicio de su relación, la mujer empezó a recibir amenazas para que no lo dejara, como "te voy a cortar las piernas si te vas".

La mujer llegó a recibir dos palizas brutales, con puñetazos por el cuerpo y latigazos, comenzaron así en Portugal y mas tarde se mudaron a España, donde el agresor fue siendo cada vez más violento. Llegó al punto de amenazarla con matarla si no hacía todo lo que él quería, según declaró la Policía Nacional.

El maltratador intentó que su víctima se prostituyera, robase y mendigara, todo bajo amenaza de muerte. El agresor la llevó en coche hasta la localidad de Estepa (Sevilla). Pretendía trasladarla desde España hasta Alemania para llevar a cabo la explotación sexual y moral allí.

Gracias a la colaboración del entorno más cercano de la víctima, a través de redes sociales, y con la cooperación de la Agregaduría de Interior en Rumanía para la comprobación de los hechos y la obtención de más información con la que poder detener al explotador.

Gracias al esfuerzo de todos la mujer pudo ser liberada y el agresor detenido por los presuntos delitos de Trata de Seres Humanos con fines de explotación sexual y detención ilegal.

El maltratador, que ya ha ingresado en prisión, había usado el conocido método "LoverBoy" con el que crear una situación de mayor vulnerabilidad en su víctima. Este procedimiento consiste en captar a mujeres creando una relación sentimental con el propósito de crear una gran dependencia en ella y así que no le abandone y haga todo lo que el diga, a pesar de todos los abusos.

La manipulación llega hasta tal punto que, como se ha dicho antes, las mujeres no creen ser capaces de vivir sin sus explotadores, soportando coacciones, humillaciones y agresiones de todo tipo hasta el punto que se ha visto en este caso, por suerte muchas veces tiene un buen final, pero otras no.

Liberada una mujer que iba a ser obligada a prostituirse por su agresor en Estepa, Sevilla
Comentarios