sábado. 25.05.2024

El Consejo de Gobierno ha tomado conocimiento de dos órdenes de la Consejería de Inclusión Social, Juventud, Familias e Igualdad relativas al reparto a entidades locales de la financiación de este ejercicio 2024 para el programa de tratamiento a familias con menores en riesgo o desprotección y a la distribución de las cantidades a percibir para la financiación de las ayudas económicas familiares. En total, el Gobierno andaluz va a destinar 18,3 millones de euros a más de 23.000 familias y 43.000 menores en riesgo.

Ambas órdenes, publicadas ya en el Boletín Oficial de la Junta de Andalucía, recuerdan la competencia autonómica en materia de protección de menores y promoción de las familias. Por ello, estos dos programas están enmarcados en las actuaciones de la Consejería de Inclusión Social, Juventud, Familias e Igualdad a esta finalidad.

Así, el programa de las ayudas económicas familiares cuenta con 3,9 millones de euros del presupuesto de la Junta de Andalucía, un 10% más que el año anterior, sin perjuicio de que, a lo largo del ejercicio presupuestario, puedan acordarse nuevos créditos estatales para financiar este programa.

Las ayudas económicas familiares se constituyen como prestaciones complementarias de los Servicios Sociales Comunitarios, de carácter temporal, dinerarias o en especie, que se conceden a las familias para la atención de necesidades básicas de los menores a su cargo cuando carecen de recursos económicos suficientes para ello. El objetivo es permitir que los niños permanezcan en su entorno cuando se trata de familias en riesgo de exclusión y el crédito para gestionar estas ayudas será transferido a 94 entidades locales en toda Andalucía. Además, está previsto que este programa atienda en 2024 a unas 17.000 familias y 32.000 menores.

Por su parte, el programa de tratamiento a familias con menores en situación de riesgo o desprotección, con una cuantía de 14,4 millones de euros, tiene como principal finalidad preservar los derechos de los menores y promover su desarrollo integral, evitando la separación de la familia y normalizando su situación. En Andalucía, la implementación del programa implica el trabajo de 153 equipos multidisciplinares (psicólogos, educadores sociales y trabajadores sociales) que, durante cerca de dos décadas, han atendido a más de 60.000 familias. Así, la previsión este año es que sean atendidas alrededor de 6.000 familias y más de 11.000 menores andaluces gracias a este programa. Como novedad, destaca la ampliación del número de equipos de tratamiento familiar en las diputaciones provinciales de Sevilla, Córdoba, Jaén y Málaga.

Con una trayectoria de más de 20 años de existencia, los equipos de tratamiento familiar evitan con sus intervenciones la separación de los menores de su entorno familiar en más del 80% de los casos. Estos datos avalan la necesidad de apoyar y consolidar la red de equipos de tratamiento familiar y los programas y recursos de apoyo a las familias. Así, tiene como objetivo proporcionar un tratamiento específico e integrador que permita la adquisición de pautas rehabilitadoras que compensen la situación que pueda afectar directa o indirectamente al bienestar de los menores.

En la actualidad, estos equipos para el tratamiento a familias están integrados por 487 profesionales de las disciplinas de la psicología, el trabajo social y la educación social, y 94 personas coordinadoras que actúan en 86 municipios de más de 20.000 habitantes y en las ocho diputaciones provinciales, que trabajan para mejorar las condiciones de las familias en situación de riesgo social, de forma que puedan ejercer adecuadamente sus funciones parentales y evitar la separación de padres y madres de sus hijos.

Andalucía destina 18,3 millones a atender a 23.000 familias y 43.000 menores