domingo. 25.09.2022

La Consejería de Universidad, Investigación e Innovación está acometiendo la mejora de la capacidad del mallado de 3.100 kilómetros de fibra óptica que presta servicio a la comunidad científica y académica de Andalucía y con el que disponen de conectividad avanzada y servicios de red necesarios para llevar a cabo su trabajo y colaborar entre ellos de forma remota. Su actualización permitirá multiplicar por diez el ancho de banda de diez a cien gigabits.

Esta infraestructura de comunicación de alta capacidad, denominada Red Informática Científica de Andalucía (RICA), está gestionada por la Junta y constituye el 'super internet' que interconecta a las diez universidades públicas y a 45 centros y organismos también de naturaleza pública que desarrollan su labor en el territorio andaluz. Presta un servicio más avanzado y veloz que el de la red comercial convencional, en ella la información viaja en gigabits y no en megabits y su acceso está restringido al público en general.

El consejero de Universidad, Investigación e Innovación, José Carlos Gómez Villamandos, ha subrayado que, gracias a esta modernización en ejecución, "la ciencia y la educación superior andaluzas podrán trabajar con mejores prestaciones, ya que se logrará alcanzar la mayor conectividad posible y ofrecer los servicios telemáticos de última generación, garantizando que todo el sistema funcione de forma segura, fiable y eficiente".

La modernización de la red RICA consiste en la sustitución de los diez routers de los que dispone, que cuentan con un tamaño que multiplica por dos dígitos los que se instalan para uso doméstico y alcanzan un peso de más de 100 kilos cada uno. Esa actualización permitirá multiplicar por hasta diez el ancho de banda del que disponen actualmente las universidades y centros de investigación, ya que la malla informática pasará de interfaces de conexión de diez gigabits por segundo, escalables hasta 40, a contar con una capacidad de hasta 100 gigabits por segundo. Si se compara con la fibra óptica que conecta a los hogares, el potencial es casi 160 veces mayor.

Para poderse beneficiar de esos cambios, las instituciones académicas han de realizar intervenciones en sus propias instalaciones para adecuar sus campus a las nuevas prestaciones.

La Universidad de Granada (UGR) es la primera que ha completado sus trabajos de acondicionamiento. Las tareas se iniciaron hace año y medio con la puesta en marcha de la nueva conexión del Campus de Melilla y con la adaptación de la infraestructura de telecomunicación necesaria para la próxima ampliación de la red del Campus de Ceuta. La intervención ha permitido implantar dos enlaces de fibra óptica a la red RICA que proporcionan redundancia y tolerancia a fallos, a la vez que duplican la velocidad operativa. La ejecución de todas esas mejoras finalizó el pasado mes de agosto.

Con la optimización acometida, esta institución académica ha logrado imprimir un cambio cualitativo a su red de fibra óptica desplegada en Granada, Melilla y Ceuta, convirtiéndose así en la más avanzada de su entorno a nivel nacional e internacional.

Gómez Villamandos, ha valorado "el esfuerzo desplegado por la UGR en su red, permitiendo con ello dar un servicio de mayor calidad a proyectos estratégicos como el IFMIF-DONES y a los relacionados con tecnologías disruptivas como la inteligencia artificial, el big data, el blockchain o el internet de las cosas (IoT)".

Además, ha subrayado que, de la mejora de la red RICA, también se beneficiará en Granada "el Instituto de Astrofísica de Andalucía, una de las infraestructuras singulares de mayor relevancia en la comunidad".

En los próximos meses, la Consejería de Universidad, en colaboración con el resto de las instituciones académicas y centros de investigación, llevarán a cabo el resto de tareas de actualización pendientes. Antes de que finalice septiembre se sustituirá el router y se adecuará la red en el nodo instalado en Centro Informático Científico de Andalucía (CICA), que da servicio a la Universidad de Sevilla. También se mejorará el nodo del cicCartuja, con el que se da cobertura a un conjunto de instituciones de investigación que desarrollan su actividad en el Parque Científico y Tecnológico Cartuja (PCT Cartuja).

En el último trimestre se abordarán los cambios en los campus de las demás universidades públicas, con la previsión de que puedan estar finalizados en el primer trimestre del próximo 2023.

Autopistas de fibra óptica al servicio de la ciencia

La renovación de la red RICA se está ejecutando en colaboración con la empresa pública Red.es, adscrita al Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital.

Con ese aumento de caudal, los datos incrementarán en volumen y viajarán a más velocidad, pudiéndose llegar a transmitir hasta 4.000 vídeos de ultra alta definición al mismo tiempo, sin demoras ni almacenamiento en el búfer (memoria de almacenamiento temporal de información). El proyecto de mejora también contempla el despliegue de dos nuevas extensiones de conectividad de fibra óptica en la malla existente.

De ello se beneficiarán los 2.129 grupos de investigación adscritos a las instituciones académicas e infraestructuras de investigación tan relevantes y singulares como el Instituto de Astrofísica de Andalucía, con sede en Granada, o el Observatorio Calar Alto, en Almería; así como los centros del CSIC. Todos estos agentes se encuentran a la vanguardia del conocimiento y tratan de dar respuesta a desafíos científicos claves para el progreso de la sociedad andaluza.

La inversión total para ejecutar la intervención se ha estimado en más de 2,4 millones de euros, que se financian en su totalidad con los Fondos Next Generation procedentes de la Unión Europea. La Consejería aporta, además, todo el trabajo técnico que está siendo necesario realizar para culminar con éxito la ampliación de la infraestructura científica.

Andalucía multiplica por 10 la capacidad de la red que da servicio a la ciencia y a las...
Comentarios