martes 07.04.2020

Andalucía impulsará una formación profesional accesible para las personas con discapacidad

Estudiante con discapacidad
Estudiante con discapacidad

Trabajar sigue siendo una quimera para muchas personas con discapacidad. Muestra de ello es la tasa de actividad de este sector de la población, que se sitúa, según los últimos datos disponibles en España, en solo el 38%. Ante esta realidad, una delegación de CERMI Andalucía, formada por su presidente, Antonio Hermoso, Antonio Molina, de DOWN Andalucía, Sara Rodríguez, de CODISA-PREDIF, y Carmen Velez, coordinadora técnica de CERMI Andalucía, se ha reunido hoy con el secretario general de Ordenación de la Formación, Francisco Javier Loscertales, y la directora general de Formación para el Empleo, Carmen Poyato. 

Durante el encuentro de este lunes, la entidad ha planteado algunas propuestas concretas para el desarrollo de un sistema integrado de Formación Profesional accesible a los trabajadores y trabajadoras con discapacidad, vital para paliar esa situación de desigualdad en el mercado laboral. Por su parte, Loscertales y Poyato, receptivos en todo momento a estas peticiones, se han comprometido a impulsar un programa de Formación para el Empleo para este sector de la población mediante licitaciones específicas dentro del concierto social, una vez se constate su viabilidad legal. 

Para Antonio Hermoso, presidente de CERMI Andalucía, este compromiso, de llegarse a materializar, “supone un gran paso para las personas con discapacidad, que sufren una tasa de paro mayor que el resto de la población, entre otros factores, por las dificultades que han tenido siempre para acceder a la formación”. Hermoso ha manifestado además su satisfacción por el hecho de que se vislumbre “el final de la parálisis que han padecido las entidades de personas con discapacidad desde 2011 en lo que respecta a la formación para el empleo de este colectivo”.

CERMI Andalucía y sus entidades miembros participarán en los procesos de licitación que se abran, de tal modo que los proyectos con los que concurran contemplarán los elementos necesarios para alcanzar una Formación Profesional más accesible para las personas con distintos tipos de discapacidad en Andalucía. Entre ellos, la introducción de la figura del asistente personal en los casos que sea necesario para el alumnado y la creación de becas y de un cheque formativo para los trabajadores y trabajadoras desempleados con discapacidad que, de acuerdo con su perfil, les acredite para realizar cursos dirigidos a mejorar su empleabilidad. 

Otras reivindicaciones que CERMI Andalucía ha planteado a lo largo de los últimos años también podrán hacerse de este modo efectivas. Es el caso de la incorporación de personal docente formado en discapacidad y de una mayor accesibilidad de instalaciones y contenidos educativos. 

En las próximas fechas, CERMI Andalucía continuará con los encuentros de trabajo con los responsables de diferentes áreas de la Administración Autonómica para desarrollar el programa específico y accesible de Formación Profesional.  

CERMI Andalucía tiene como misión articular y vertebrar el movimiento social de la discapacidad en la Comunidad. Desde la cohesión y la unidad y respetando la pluralidad del sector, desarrolla una acción política representativa en defensa de los derechos e intereses de las personas con discapacidad y sus familias. En CERMI Andalucía se integran las 18 principales organizaciones del sector en el territorio. Sus entidades prestan servicio a casi 300.000 andaluces y andaluzas a través del trabajo de 32.000 profesionales.

 

Comentarios